RADIOFRECUENCIA CAPILAR

¿Qué ofrece/qué es?

La radiofrecuencia capilar es un sistema de frecuencia monopolar que aplica una corriente de 448 kHz que produce un aumento de temperatura que favorece la circulación y aumenta la actividad celular. En ELENA BARNES Clinicas Capilares, empleamos este tratamiento de radiofrecuencia capilar para mejorar la regeneración capilar al producirse un estímulo de los folículos pilosos.

Beneficios de la radiofrecuencia para el cabello

Nutre y fortalece el bulbo piloso para hacer el cabello más sano y resistente

Favorece el crecimiento del cabello, mantiene el que ya hay, detiene la caída

Revitalizar y aumentar el grosor y consistencia capilar

Aumentar el riego sanguíneo capilar y del cuero cabelludo

Mejorar el estado nutricional del pelo, manteniendo una salud capilar adecuada

¿Cómo funciona la radiofrecuencia capilar?

Mediante un manípulo especialmente diseñado para su aplicación capilar, se pasa masajeando circularmente por todo el cuero cabelludo para regular el intercambio de iones entre las membranas celulares y favoreciendo la circulación sanguínea local, algo fundamental para el tratamiento del folículo piloso. Gracias a este tratamiento se produce una mejora de la incorporación de aminoácidos, vitaminas y oligosacáridos al folículo piloso, que son claves para el crecimiento del pelo. Dependiendo de las necesidades de cada paciente se necesitarán más o menos sesiones. Cada sesión tiene una duración de unos 30-35’. Es un tratamiento totalmente indoloro.

Tratamiento individual o complementario para revertir la caída del cabello

Este tratamiento está indicado para todas las alopecias especialmente para las androgénicas y efluvio telógeno, en caso de pelo debilitado o sequedad capilar.

Preguntas frecuentes

Si, únicamente se recomienda evitar cualquier aplicación de frío después de cada sesión y esperar 2 horas para lavar el pelo.
Únicamente está contraindicado en caso de Marcapasos u otro tipo de implantes electrónicos, embarazo, piel no intacta (heridas abiertas o quemaduras recientes), tromboflebitis y falta de sensibilidad.
Si, pero es recomendable no someter al cabello a largas exposiciones debido a que el sol produce una deshidratación de la fibra capilar.